News Links

Gates, Bezos y Buffett valen como la mitad de los 320 millones de estadounidenses

Una fa­milia tí­pica de raza blanca tiene una media de 925.000 dó­la­res, mien­tras una la­tina posee 180.000 y otra negra 128.000

Bill Gates
Bill Gates

Para la ma­yo­ría, lo malo de no ser rico es eso, no te­ner. Pero para al­gu­nos, lo que no pueden aguantar es que se les va­lore menos de lo que va­len. Es lo que le ocu­rrió en 2013 al fa­moso prín­cipe saudí Al Walid bin Talal: se las tuvo con Forbes para que le subieran puestos en la lista de los más ricos del mundo. Según la re­vista, tenía 20.000 mi­llones de dó­la­res, pero él pro­testó y ase­gu­raba tener 30.000 mi­llo­nes. Ahora en pri­sión, el prín­cipe se en­frenta a ma­yores pro­ble­mas.

También hay nubarrones en el horizonte de Wilbur Ross, secretario de Comercio de EEUU. Por un lado, su nombre aparece en los Paradise Papers por sus dineros offshore y sus vínculos con personas cercanas al Kremlin de Putin. Todo un estacazo a Trump en el primer aniversario de su victoria electoral. Pero en segundo lugar, Ross también ha visto cómo Forbes le baja los humos: al revisar sus activos, la revista ha descubierto que su fortuna no es de 2.900 millones de dólares como él dice, sino sólo de 700 millones.

Esa cantidad no da casi ni para pipas a esos niveles. De hecho, Ross no puede aspirar a figurar en la lista de las 400 personas más ricas de EEUU que se hizo pública hace unos días. Es un club más selecto cada día: para entrar en la primera lista, en 1982, hacía falta tener 75 millones. Ahora son necesarios 2.000 millones.

Es uno de los hallazgos del informe publicado este jueves por el think tank Institute for Policy Studies bajo el título de ‘Billionaire Bonanza’ y un subtítulo equívoco en inglés, o mejor con doble sentido: ‘The Forbes 400 and the Rest of Us’, para comparar a los 400 con ‘el resto de nosotros’, esto es, ‘el resto de EEUU’. El estudio está abarrotado de datos, que hablan por sí mismos sin necesitar mucho comentario.

■ Los tres norteamericanos más ricos, Bill Gates, Jeff Bezos y Warren Buffett, suman en total una fortuna combinada de 248.500 millones de dólares, lo mismo que la mitad más pobre de sus conciudadanos, 160 millones de personas.

■ La riqueza de los 400 equivale a la de todos los habitantes de Canadá y México juntos, y los 25 más ricos atesoran un billón de dólares, que aumenta minuto a minuto: desde la publicación de la lista de los 400 el pasado 17 de octubre, Bezos ha aumentado su fortuna en 7.00 millones.

■ En 1982, cuando se publicó la lista por primera vez, la riqueza de todos ellos sumaba 92.000 millones de dólares, mientras en 2017 son 2,68 billones, más que el PIB de Reino Unido, la quinta economía del mundo.

■ Entre los 400 sólo hay dos personas de raza negra, Oprah Winfrey y Robert Smith, y cinco hispano: Jorge Pérez, Arturo Moreno y los tres hijos del fallecido magnate de la cerveza colombiano Julio Mario Santo Domingo: Alejandro, Andrés y Julio.

■ El 60% de los norteamericanos no tiene ahorros, ni reservas ni capacidad para atender una emergencia económica de 500 dólares. De hecho, uno de cada cinco hogares tiene unos activos en negativo: deben más de lo que tienen, están ‘sumergidos’. Con gran oscilación según el origen racial: están ‘sumergidos’ un 14% de los blancos, tasa que se eleva al 27% entre los latinos y al 30% entre los negros.

■ Más desigualdades raciales: el 65% de los hogares son ‘blancos’ y disponen del 90% de la riqueza del país. Los negros son el 15% y posee menos del 3% de la riqueza, mientras los hispanos representan el 10% de los hogares y también poseen menos del 3% del dinero…

■ Una familia típica de raza blanca tiene una media de 925.000 dólares, mientras una latina posee 180.000 y otra negra 128.000.

Artículos relacionados