Los inversores apuestan por una rentabilidad por dividendo para 2017 del 5,15%

A Iberdrola y a sus accionistas le salen las cuentas con su 'scrip dividend'

Más de dos tercios de los accionistas de la compañía eléctrica optan los dividendos vía acciones

Ignacio Sánchez Galan, Iberdrola
Ignacio Sánchez Galan, Iberdrola

Iberdrola sigue apostando por una fuerte política de retribución a sus accionistas. La adopción del “scrip dividend” le ha llevado a afrontar todos sus retos con mayor pausa y tranquilidad. Como muestra, el último pago ha tenido una demanda, tal y como reflejan los datos proporcionados por el grupo, del 69,3% de su capital social. Porcentaje que cuadra a la perfección con sus cifras previstas. Todo indica que esta política se mantendrá, dado sus buenos resultados y la rentabilidad para el accionista.

La firma que pre­side Ignacio Sánchez Galán atra­viesa un gran mo­mento con res­pecto a la res­puesta otor­gada por parte del mundo in­ver­sor. La com­pañía de­cidió in­cluir la fór­mula del di­vi­dendo fle­xible o “scrip di­vi­dend”, me­diante la cual estos po­dían optar por re­cibir ac­ciones nue­vas, por aco­gerse al com­pro­miso de compra asu­mido por la em­presa, o por una com­bi­na­ción de am­bas.

Se trata de un mé­todo que sigue dando sus frutos y que per­mite a la com­pañía se­guir con­so­li­dán­dose en nuevos pro­yectos en todo el mundo sin la ne­ce­sidad de tras­tocar sus nú­me­ros. Según los datos pro­por­cio­nados por la com­pañía y re­mi­tidos a la CNMV, hasta más de dos ter­cios del ac­cio­na­riado de Iberdrola ha to­mado la de­ci­sión de re­cibir nuevos tí­tulos de la misma.

Esto su­pone que Iberdrola am­pliará el ca­pital en un 1,539% para aco­meter los pagos de la parte res­tante de aque­llos in­ver­sores que han pre­fe­rido el di­vi­dendo en efec­tivo. El mon­tante total de dicha am­plia­ción suma 264 mi­llones de eu­ros. En con­creto, 97,9 mi­llones de ac­ciones nuevas cuya pre­vi­sión de inicio de con­tra­ta­ción de ma­nera or­di­naria será el pró­ximo 1 de fe­brero.

Sin em­bargo, se trata de una can­tidad to­tal­mente pro­vista por la em­presa y que no aca­rrea ningún des­cuadre en sus cuen­tas. Más bien todo lo con­tra­rio. De esta ma­nera, no tendrá es­pe­ciales in­con­ve­nientes en asumir nuevos planes como la cons­truc­ción de una cen­tral de ciclo com­bi­nado en México, por 420 mi­llones de eu­ros, o las po­si­bles op­ciones de compra que está son­deando en Estados Unidos.

Entre ellas, se en­cuentra WLG, cuya com­bi­na­ción va­lo­raría a la em­presa re­sul­tante entre los 5.000 y 6.000 mi­llones de eu­ros. Pero tam­bién el po­sible in­terés en Southwest Gas, o New Jersey Resources en te­rri­torio es­ta­dou­ni­dense. Principalmente porque la ac­ti­vidad de M&A se pre­sume muy agi­tada este año con la me­jora del sen­ti­miento de mer­cado. Entre otros puntos des­ta­ca­bles porque tam­bién se ha cal­mado la tor­menta pro­vo­cada por el Brexit.

Y es que, sin ir más le­jos, en Reino Unido Iberdrola in­virtió entre el pe­riodo com­pren­dido entre enero y sep­tiem­bre, según se ex­trae de su cuenta de re­sul­ta­dos, hasta 1.360 mi­llones de eu­ros, mien­tras que el total de su fac­tu­ra­ción pro­ce­dente de la re­gión al­canzó el 30,1%. Pero el le­targo del pro­ceso de sa­lida del Reino Unido de la Unión Europea ha tran­qui­li­zado a in­si­ders, ins­ti­tu­cio­nales e in­ver­sores mi­no­ris­tas.

Este úl­timo punto se des­grana por la clara apuesta de los in­ver­sores por ac­ciones de la com­pañía, lo cual es una muestra de con­fianza ante un clima que ha me­jo­rado con el paso del tiempo. Fuentes del mer­cado sos­tienen que el alto por­cen­taje de ac­cio­nistas sus­critos al di­vi­dendo fle­xible su­ponen “un es­pal­da­razo muy fuerte a la po­lí­tica de re­tri­bu­ción al in­versor de Iberdrola”, por la que siempre ha apos­tado “a lo largo de los años”, además de una clara “muestra de con­fianza de que el valor puede tirar al alza en los pró­ximos me­ses”.

En con­cepto de di­vi­den­dos, la firma eléc­trica siempre ha apos­tado por pre­miar a aque­llos que han de­po­si­tado su con­fianza a través de man­tener po­si­ciones de sus tí­tulos en car­tera. La ren­ta­bi­lidad por di­vi­dendo ha pa­sado del 4,33% en 2013 hasta el 5,16% que se es­pera para este año en base a su co­ti­za­ción ac­tual.

Cabe re­señar que Iberdrola pre­sen­tará sus cuentas anuales el pró­ximo 22 de fe­brero. De su ba­lance se ex­traerá todos los úl­timos im­pac­tos, desde el fun­cio­na­miento del di­vi­dendo fle­xi­ble, del que fuentes del mer­cado ven con “muy buen re­sul­ta­do”, hasta el au­mento pau­la­tino en la úl­tima fase del año del precio de la luz que, aunque no con­ta­bi­li­zará los picos su­fridos en los úl­timos días, sí po­dría ma­qui­llar le­ve­mente sus ci­fras.

Artículos relacionados