Citi ve espacio para el crecimiento del grupo si el PIB de España aumenta por encima del europeo

Telefónica planta batalla a Netflix y HBO en España con producción de series propias

“La Peste”, con un presupuesto de 10 millones de euros, será su principal apuesta

Aqui estoy, Movistar
Aqui estoy, Movistar

Telefónica, la operadora que preside Álvarez-Pallete, se sigue moviendo hacia un cambio de modelo que le pueda proporcionar mayor valor añadido. Entre otros factores porque el negocio de telefonía e internet ya se encuentra en una fase relativamente madura. Con el cambio del equipo gestor, las nuevas estrategias se plantean desde el punto de vista de la obtención de más ingresos mediante la exploración de otros nichos de mercado.

Uno de ellos, con la lle­gada dis­rup­tiva de Netflix, prin­ci­pal­mente, y de HBO a España, es la pro­duc­ción de se­ries de te­le­vi­sión pro­pias. Un área con pro­yec­ción de cre­ci­miento con el cambio de cos­tum­bres de los con­su­mi­do­res.

El ate­rri­zaje de estos dos ju­ga­dores nor­te­ame­ri­canos a nuestro país se ha sen­tido como un gran desafío dentro del sector de las te­le­co­mu­ni­ca­cio­nes, pero tam­bién como una gran opor­tu­ni­dad. Tanto es así que Luis Miguel Gilpérez, pre­si­dente de Telefónica España, afirmó re­cien­te­mente que la com­pañía va a pro­ducir ca­torce se­ries este año y que em­pleará hasta cien mi­llones de euros al año en pro­duc­ción pro­pia.

En este sen­tido, “La peste” sería la pri­mera gran apuesta de la firma es­pañola que se emi­tirá a través de la pla­ta­forma de Movistar +. Esta pro­duc­ción cuenta con un pre­su­puesto de 10 mi­llones de euros y se co­men­zará a rodar el pró­ximo mes de fe­brero. En prin­ci­pio, se es­tre­naría en di­ciem­bre. Además, este mismo año, según ha co­mu­ni­cado el grupo, co­men­zarán el ro­daje de más tí­tulos que es­ta­rían ya dis­po­ni­bles en la pa­rrilla del pró­ximo ejer­ci­cio.

La in­ten­ción es es­trenar entre ocho y diez se­ries cada año para pe­ne­trar en este mer­cado y por eso ya hay 20 pro­yectos que se en­cuen­tran en fase de desa­rro­llo. También, Telefónica abor­dará co­pro­duc­ciones de se­ries en in­glés para lo que par­ti­ci­pará junto a otros grandes es­tu­dios eu­ro­peos en con­te­nidos de fic­ción de gran am­bi­ción.

Sin em­bargo, todo este plan cuenta por su parte con una com­pe­tencia feroz que cada vez se hace más grande. Muestra de ello son los nú­meros que re­cien­te­mente pre­sentó Netflix co­rres­pon­dientes al 2016, con un cre­ci­miento de sus­crip­tores más allá de las fron­teras de Estados Unidos de hasta 5,12 mi­llones de uni­da­des. Series es­trella como “Narcos”, “House of Cards”, “Stranger Things” o “The Crown” tienen la culpa.

Junto a la firma con sede en Los Gatos, California, se en­cuentra tam­bién HBO, que des­em­barcó en España con el ob­jeto de lle­varse un por­cen­taje im­por­tante de la tarta de usua­rios. Con grandes pro­duc­ciones como “Juego de Tronos”, “Westworld” o “The Young Pope”, pre­tende cau­tivar a gran parte del mer­cado. Aún está por cuan­ti­ficar su ver­da­dero im­pacto en nuestro país.

Por el con­tra­rio, la gran disputa entre com­pañías que se puede vivir en este seg­mento, puede pro­por­cionar gran valor a Telefónica. Con res­pecto al en­torno com­pe­ti­tivo, Domingo Corral, Director de pro­duc­ción ori­ginal de cine y se­ries, se cen­traba en la lle­gada de la pro­duc­ción de se­ries pro­pias de Netflix a te­rri­torio es­pañol ana­li­zando que “están in­vir­tiendo un uno o dos por ciento de los 4.000 o 5.000 mi­llones que dicen que tie­nen”. En su opi­nión “no es un mo­delo que apueste por la pro­duc­ción y el ta­lento lo­cal”, aña­diendo des­pués que “la ma­yoría de las se­ries que crea Netflix son irre­le­van­tes”.

Pero, ade­más, esta nueva fo­ca­li­za­ción hacia la pro­duc­ción propia de se­ries de te­le­vi­sión por parte de Telefónica ha re­ci­bido la aten­ción de las prin­ci­pales firmas de in­ver­sión. Un ejemplo sería uno de los úl­timos in­formes del equipo de aná­lisis de Citi, que re­sal­taba que la ope­ra­dora está cen­trando sus es­fuerzos en la “recuperación de la eco­nomía es­pañola y su oferta de pre­cios y pa­quetes de di­fe­rentes ser­vi­cios en los que se in­cluye voz, in­ter­net, móvil y te­le­vi­sión de pa­go”. Esto sería algo que le per­mi­tiría elevar los in­gresos por usuario (ARPU).

En la nota, apun­taban que uno de los ma­yores es­fuerzos que está ha­ciendo la com­pañía es “aumentar la pe­ne­tra­ción de la te­le­vi­sión de pago, al margen de que España posee un ín­dice his­tó­ri­ca­mente muy re­du­cido en re­la­ción con los es­tán­dares eu­ro­peos”. En su opi­nión, “hay es­pacio para el cre­ci­miento si se asume que la eco­nomía es­pañola se­guirá cre­ciendo por en­cima de las tasas del viejo con­ti­nen­te”. Telefónica tiene ante sí un gran reto, una enorme opor­tu­ni­dad.

Artículos relacionados