News Links

El mercado aplaude la marcha de la economía española aunque no haya Gobierno

Pero avisa: ‘Puede ser el primer país de la eu­ro­zona en ser san­cio­nado’ por el dé­ficit

Eurozona
Eurozona

Maria Tadeo y Esteban Duarte no se cortan un pelo y es­cri­ben: ‘El pre­si­dente del su­per­visor fiscal de España dice que el Gobierno de Mariano Rajoy obs­ta­cu­lizó los es­fuerzos de la AIReF para vi­gilar el gasto pú­blico y además ig­noró sus ad­ver­ten­cias sobre la vio­la­ción de las normas de la Unión Europea’. Es la sín­tesis de la com­pa­re­cencia de José Luis Escrivá ante la Comisión de Hacienda del Congreso, en la que volvió a in­sistir en que este año el dé­ficit pú­blico se dis­pa­rará del 2,8% pre­visto a algo más del 4%.

Tadeo y Duarte, corresponsales de Bloomberg en Madrid, no se cortan porque Escrivá tampoco lo hizo al cargar las tintas contra el ministro Cristóbal Montoro por su bloqueo a la hora de facilitar la labor de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal. También le llevó la contraria, y Bloomberg lo destaca, en cuanto al porqué de la desviación en 2015, del 4,2% al 5,16%: ‘No debemos demonizar las regiones’, dijo Escrivá en alusión no tan velada a la acusación que hizo Montoro días antes.

Preocupa el déficit, sí. Hasta el punto de que ‘España puede ser el primer país de la eurozona en ser sancionado por la UE’. Así lo ha señalado Peter Spiegel en un análisis en Financial Times sobre la trayectoria del Gobierno Rajoy en relación con Bruselas y el objetivo de déficit. En corto: en un principio tenía que haberse llegado al límite del 3% para 2013, pero la crisis financiera global y en la eurozona forzó a una prórroga de un año primero y de dos años después, hasta 2016.

Los datos oficiales y la proyección tanto de la AIReF como de la Comisión prevén, como señala Spiegel, que ‘sea cual sea el Gobierno que salga de la pugna política en Madrid, tendrá que hacer más recortes de gasto…, o Bruselas tendrá que dar otra vez más indulgencia a España’.

El déficit es hoy por hoy una de las pegas que se le ponen a España en Europa. Otro es la deuda, que se agiganta mes a mes, y subiendo. Y otro el paro, que por mucho que vaya bajando duplica al de la media de la eurozona. Por lo demás, esa misma Europa, la de los mercados, no parece preocupada ni por los 109 días de Gobierno interino ni por el resto de los sectores económicos.

Al contrario, las cosas parecen ir viento en popa a juzgar por los últimos datos, como los de Markit, que desde su cuartel general en la City de Londres sigue minuto a minuto la actividad económica. Tanto Bloomberg como FT han resaltado esos datos: el famoso PMI o índice compuesto de gestores de compras ha superado en marzo todo lo previsto. Se había pronosticado un 54,2 y ha resultado un 55,1. Eso indica una actividad de cierta consistencia. Y sobresaliente en comparación con la media de la eurozona: un 53,1.

Otro indicador de Markit, el de servicios, ha subido en España del 54,1 en febrero al 55,3 en marzo. Como ha señalado Andrew Harker, de la propia consultora, España ya lleva 29 meses de solidez en este sector. Ahora bien, otras estimaciones no son tan optimistas. En concreto, el crecimiento del PIB ha bajado del 0,8% en el cuarto trimestre de 2015 al 0,7% en los primeros tres meses de este año, según el Gobierno. Según Markit, el ritmo se ha reducido al 0,6%. Con todo, es justo el doble que la media de la eurozona.

Artículos relacionados