Monitor del Seguro

Se es­pera que Autos crezca entre un 3% y un 4% este año

Tráfico a por todos: dos millones de conductores sin seguro

Inmovilización y de­pó­sito del vehículo y multa de 600 a 3.000 euros

Sede de ICEA
Sede de ICEA

Después de media do­cena de años de su­frir des­cen­sos, con una caída global en su vo­lumen de primas su­pe­rior al 20%, el se­guro del Automóvil pa­rece que em­pieza a ver la luz al final del tú­nel. Los pri­meros datos co­rres­pon­dientes al cierre del pa­sado año son fran­ca­mente po­si­ti­vos, ya que el ramo con­si­guió un cre­ci­miento del 1,69% sobre 2014 y su vo­lumen de primas volvió a su­perar el listón de los 10.000 mi­llones de eu­ros.

Dentro del ramo, la cobertura de ‘Responsabilidad civil’ registró un crecimiento del 2,68%, mientras que la de ‘Otras garantías’ lo hizo en solo un 0,68%, según datos de ICEA.

Recientemente ha surgido una nueva oportunidad para las aseguradoras que operan en el ramo del Automóvil, que siempre ha estado latente pero que como suele pasar, que unos por otros la casa se queda sin barrer. Se trata del nicho de automóviles que actualmente circulan sin el correspondiente seguro obligatorio y cuyo número se estima que está en torno a los 2 millones, lo que supone aproximadamente el 10% del parque de vehículos calculado sobre los matriculados desde 1996.

Se abre esta posibilidad a las aseguradoras porque la Dirección General de Tráfico (DGT) ha iniciado una campaña este mes de febrero, ahora que los medios técnicos lo permiten, en la que está tratando de detectar los vehículos sin seguro. Tráfico quiere comprobando a través de esos medios automatizados de control y de monitorización instalados en las carreteras, los vehículos que circulan por ellas sin tener suscrito el Seguro Obligatorio de Automóviles (SOA) a los que sancionará directamente.

Pero es que además Tráfico contrastará la información de su base de datos de vehículos matriculados con la de vehículos asegurados del Fichero Informativo de Vehículos Asegurados (FIVA), dependiente del Consorcio de Compensación de Seguros (CCS).

En este caso, primero informarán a aquellos propietarios cuyo vehículo esté en situación ilegal, y a partir del mes de abril procederá a sancionarlos si no han suscrito el seguro obligatorio o han dado de baja el vehículo. Y es que el SOA es una póliza exigida por la Ley sobre responsabilidad civil y seguro en la circulación de los vehículos a motor, cuyo objeto es responder pecuniariamente de los daños personales y materiales que se generen en caso de accidente de tráfico. El circular sin seguro genera un gran perjuicio a la sociedad, y en particular a las personas que sufren un accidente de tráfico contra un vehículo cuyo propietario no lo tiene asegurado. Por eso la DGT tacha a estos vehículos sin seguro de “insolidarios” porque cargan sobre el resto de conductores las responsabilidades pecuniarias de los daños que causen con sus vehículos en caso de accidente. Y es que todas las pólizas de ese seguro obligatorio tienen un recargo de 3,5 euros que va a parar al Consorcio de Compensación de Seguros, que es el organismo encargado de afrontar los gatos provocados por los vehículos sin seguro. Según Tráfico, los titulares de vehículos que no tienen suscrito el seguro obligatorio de automóviles se enfrentan a la inmovilización y depósito del mismo y a sanciones que van de los 601 a los 3.005 euros de sanción, en función del tipo del vehículo y de otras circunstancias. En 2015, la DGT tramitó alrededor de 50.000 denuncias por circular con un vehículo que carecía del seguro obligatorio.

En 2015 se produjeron 50.000 denuncias por circular sin seguro Esperemos que esos medios automatizados de control y de monitorización instalados en las carreteras y ese cruce de ficheros sean más efectivo que hasta ahora y permitan una detección más rápida de esos automóviles sin seguro, porque con esas 50.000 denuncias al año y haciendo buena la cifra de 2 millones de infractores se tardarían 40 años en detectar a los actuales conductores que circulan sin el correspondiente seguro.

Y no es que Tráfico esté preocupado por la situación de las aseguradoras y les quiera abrir una nueva posibilidad de negocio, es que lo marca la Ley. Y también marca la Ley que las autoridades competentes en materia sancionadora tienen la obligación de entregar al Consorcio de Compensación de Seguros el 50% del importe de las sanciones recaudadas por este precepto, para hacer frente a las indemnizaciones a las víctimas de accidentes en el caso de que el vehículo implicado en el accidente no tenga la póliza suscrita.

Pero a pesar de esta iniciativa de Tráfico, el futuro no se presenta nada fácil para el seguro de Autos, ya que tiene una serie de cuestiones que le pueden torcer el rumbo, entre ellas la entrada en vigor con el nuevo año de un nuevo Baremo de Accidentes, que se estima que tendrá un impacto en el ramo de 400 millones de euros, lo que equivale a 4 o 5 puntos en el ratio combinado.

Por otra parte, el resultado de su cuenta técnica ha caído y el ramo ha perdido rentabilidad y, por otra parte, la frecuencia de daños materiales, que había bajado durante la crisis, se está dando la vuelta y empieza a repuntar. Y también repuntan las primas, que se tienen que acomodar a la nueva situación del mercado.

Además hay que tener en cuenta que en el seguro de Autos el tamaño sí que importa como lo confirma el hecho de que si el mercado creció un 1,69% al cierre de 20015, los 10 primeros grupos lo hicieran al 4,5%, mientras que el resto de grupos bajaba un 12,4%. Y precisamente esos 10 primeros grupos concentran más del 85% del mercado, según datos de ICEA.

Sin embargo el sector se muestras cauto pero modernamente optimista respecto a la evolución del ramo durante el presente ejercicio. En una reciente jornada organizada por ICEA, el CEO del grupo Liberty Seguros señaló que esperaba un crecimiento de las primas entre el 3% y el 4%, pero al mismo tiempo un retroceso del resultado técnico entre el 1% y el 2%.

Como argumentos positivos espera que se mejore el ratio de retención de pólizas, que continúe el incremento de la venta de vehículos y que penalice menos el mix de garantías (sobre todo por el Todo Riesgo sin franquicia). Mientras que en sentido contrario habrá un aumento de la frecuencia siniestral, un incremento del coste medio debido al nuevo Baremo, que, aunque suponga un crecimiento de la prima media, no será suficiente.

Tráfico también confirma esas cuestiones que pueden afectar negativamente al ramo de Autos, al afirmar que los indicadores relacionados con el tránsito de vehículos acreditan que desde 2015 se está produciendo un aumento sostenido de la movilidad de los vehículos a motor, lo que implica una mayor exposición al riesgo.

A ello hay que añadir que, pese a la tendencia al alza en la matriculación de nuevos vehículos, la edad media del parque sigue siendo muy elevada y creciente, lo que añade mayor peligro, porque según los informes de la DGT, los vehículos con más de 10 años de antigüedad no sólo son más vulnerables a los accidentes, sino que además, las consecuencias para los ocupantes son más graves.

Pero 2015 también ha traído otras cosas positivas para el seguro de Autos, como el fuerte incremento de la venta de vehículos, que la terminar el año superaba el millón de unidades, un 21% más que un año antes, con lo que el parque automovilístico volvió a superar los 29 millones de unidades. Aunque para Unespa no presenta un patrón de recuperación claro, ya que según señaló recientemente su presidenta, Pilar González de Frutos “el volumen de bajas estimado, esto es de vehículos que abandonan el parque asegurado, no muestra sólidos indicios de moderación”.

Lo que sí se ha conseguido es la renovación de una parte importante del parque automovilístico, que era bastante viejo, con lo que se consiguen dos efectos beneficiosos para el sector asegurador. Por una parte, las primas normalmente suelen ser bastante más altas en los coches nuevos, ya que se contratan con más garantías, y en la mayoría de los casos se opta por el clásico seguro a todo riesgo. Y, por otra, los vehículos nuevos son bastante más seguros que los que tienen 10 o más años, que son los que se han retirado de la circulación a través de los planes Prever.

jholgado1@gmail.com

Artículos relacionados