Desde su pá­gina web, la en­tidad móvil afirma estar cons­tru­yendo "este banco"

Atombank: la simple aplicación que le cuesta un riñón al BBVA

La startup bri­tá­nica de FG capta 135 mi­llones de li­bras en 18 me­ses, 45 mi­llones del banco de FG

Francisco González, presidente del BBVA.
Francisco González, presidente del BBVA.

Atombank ha sido el primer banco móvil en re­cibir las au­to­ri­za­ciones de los re­gu­la­dores bri­tá­ni­cos. Aunque el inicio de sus ope­ra­ciones es­taba pre­visto para enero, su ac­ti­vidad aún no ha arran­cado y su marca es casi una des­co­no­cida para los bri­tá­ni­cos. Esta startup ha re­cau­dado 135 mi­llones de li­bras 18 meses des­pués de su fun­da­ción, bajo la pre­si­dencia de Anthony Thomson, quien ya fundó Metro Bank. El BBVA pre­si­dido por Francisco González ha pa­gado 45 mi­llones de li­bras (64 mi­llones de eu­ros) por un tercio de una apli­ca­ción que, según su web, aún está "en cons­truc­ción". Un dis­pa­rate, según los crí­ticos de FG.

Atombank, el llamado a ser el primer banco sólo por móvil del Reino Unido, aún se mantiene como un proyecto a la espera de clientes y del inicio de su actividad, como revelaba en los últimos días uno de los principales socios de esta startup, el grupo español BBVA que entraba en su capital con una inversión de 45 millones de libras (unos 64 millones de euros, al cambio de finales de noviembre).

De momento, es una simple aplicación para Internet y móvil que le ha costado al BBVA de FG una millonada. Y, curioso, se encuentra sin clientes y está aun sin ser operativa. Un cascarón vacio, en palabras de un experto en tecnología, y que de momento es una simple aplicación para Internet y móvil y que otros competidores españoles (entre ellos, Banco Santander y CaixaBank, amén de Sabadell, Popular y otros más pequeños) ya han avanzado con un coste que apenas llega al 10% de lo pagado por BBVA. Y que además son propiedad al 100%.

El proyecto presidido por Anthonyy Thomson y que tiene como consejero delegado a Marl Mullen ha llegado a captar como capital 135 millones de libras desde su fundación, por lo que la entidad presidida por Francisco González habría realizado una inversión correspondiente al 33%. Eso sí, en su momento el banco español comunicó la toma de una participación del 29,5% y el derecho a contar con dos consejeros en el banco exclusivamente por móvil británico.

Con esa operación, BBVA se perfila como socio estratégico de Atombank, donde también han entrado en su capital accionistas como Woodford Investment Management y Toscafund Asset Management. Sus otros activos son desconocidos, de momento.

El presidente del banco español, Francisco González (conocido como FG por el nombre de su antigua agencia de bolsa), es un claro convencido de la revolución digital y tecnológica. De hecho, en los últimos meses ha cambiado toda la alta dirección del grupo, incluido su consejero delegado, para abordar de una manera decidida los retos futuros que suponen los avances tecnológicos.

Tras la inversión inicial de 45 millones de libras (64 millones de euros), el banco presidido por González se comprometía a participar en nuevas rondas de financiación de Atombank que, en un principio, iniciará su actividad durante el próximo mes de marzo si no se producen nuevos retrasos en su puesta en marcha.

Biometría

Según los planes del primer banco móvil en el Reino Unido, aunque ya han surgido algunos otros competidores en el mercado, está el de incorporar la autenticación por biometría en su app (aplicación) que ofrezca a los futuros clientes. Se trata del reconocimiento facial y de voz como método principal para identificar a sus usuarios, algo pionero en el sector financiero.

Esa tecnología ofrece una ventaja a aquellos potenciales clientes que no dispongan de lector de huellas en su dispositivo telefónico móvil. De esa manera, se evita la utilización del PIN o contraseñas que pueden olvidarse con cierta facilidad.

En España, el grupo CaixaBank ya ha lanzado su oferta de banco sólo móvil, denominado Imaginbank, a mediados de enero. Su proyecto se ha desarrollado por distintas unidades del banco y en su oferta al público más joven (al que también se dirige Atombank en el Reino Unido) incluye la autentificación por la huella dactilar en determinados dispositivos móviles.

El banco móvil británico tampoco descartaba esa modalidad de la huella dactilar para reconocer a sus clientes futuros, según precisaban sus responsables a finales del pasado mes de diciembre. Desde luego, este sistema resulta siempre más discreto que los desarrollados hasta el momento por Atombank.

Para operaciones de un importe elevado, los clientes suelen preferir sistemas más sofisticados de seguridad, según explicaba en su momento el jefe de innovación de Atombank, Edward Twiddy, aunque será cada uno de ellos los que elijan la manera para conectarse a sus cuentas a través de la app.

Artículos relacionados