Villaseca: con más re­no­va­bles “será ne­ce­saria una po­lí­tica de sub­ven­cio­nes”

El dividendo de Gas Natural permitirá a Repsol y CaixaBank compensar resultados

La en­tidad ca­ta­lana re­ci­birá 321 mi­llones de euros por el 34,4% del ca­pital y Repsol otros 280 mi­llones por el 30%

Salvador Gabarro y Rafael Villaseca, Gas Natural fenosa
Salvador Gabarro y Rafael Villaseca, Gas Natural Fenosa

El atrac­tivo di­vi­dendo de Gas Natural Fenosa com­pen­sará a Repsol y CaixaBank a su­fragar las pro­vi­siones que han te­nido que rea­lizar por el im­pacto de las pér­didas que la pe­tro­lera re­gistró en 2015. La eléc­trica re­par­tirá este año 933 mi­llones de euros -0,932 euros por ac­ción- entre sus ac­cio­nis­tas, lo que su­pone un cre­ci­miento de 2,7%. Caixa Holding re­ci­birá unos 321 mi­llones por su 34,4% del ca­pi­tal, y Repsol otros 280 mi­llones por el 30% de las ac­ciones que po­see. Pero en ningún caso habra una fu­sión Repsol y GNF.

Los dos accionistas han recibido en enero 0,407 euros por título y el dividendo complementario de 0,525 euros se realizará el 1 de julio de este año. La compañía no ha decidido aún si mantendrá la misma política de pago de dividendos en el nuevo plan estratégico 2016-2018 que presentará en el segundo trimestre. Su consejero delegado, Rafael Villaseca, ha señalado en la presentación de resultados que, cuando se presenten las nuevas líneas maestras del plan, “el consejo de administración decidirá si mantendrá o no la misma retribución”.

Repsol y Gas Natural, los dos mayores accionistas, están necesitados de cash, por lo que no sería difícil aventurar que la eléctrica intentará mantener la misma retribución a sus accionistas. Máxime cuando, la compañía está recortando la deuda y, según señaló Villaseca, mantiene una “potente liquidez”. La petrolera ha tenido que realizar unas provisiones de 2.900 millones de euros por la fuerte caída del crudo y está inmersa en una política de desinversiones para lograr ingresar al menos 6.200 millones de euros.

Por tanto, los 280 millones de euros que va a recibir por parte de Gas Natural Fenosa le van a ayudar a aliviar el efecto tan negativo que está teniendo el barril en sus cuentas. A Caixabank le sucede algo parecido. El consejero delegado de CaixaBank, Gonzalo Cortázar, cifró en 341 millones el impacto en el banco de las pérdidas anunciadas por Repsol. La entidad catalana tiene un 11,51% del capital de la petrolera.

¿Fusión con Repsol?: “no ha entrado en nuestro radar”

Villaseca se negó en todo momento a comentar nada sobre una posible desinversión de Repsol en Gas Natural y negó tajantemente una posible fusión entre ambas sociedades. El consejero delegado dijo rotundamente que “no hay ningún proyecto de fusión. No tenemos ni análisis ni estudio, y ni ha entrado en nuestro radar”, Solventó.

Gas Natural Fenosa sorteó de forma bastante positiva el ejercicio 2015. La compañía registró un beneficio neto de 1.502 millones de euros, lo que supone un aumento del 2,7%. La deuda neta logró reducirla un 7,6% y situarla en 15.648 millones, por debajo de los 16.000 millones que contemplaba el plan estratégico 2013-2015 que acaba de cerrarse.

A falta de conocer los entresijos del nuevo, Villaseca adelantó que la compañía invertirá este año unos 2.000 millones de euros, de los cuales la mayor parte irá destinada a inversión en redes gasista. En España concretamente, se esperan aumentar este año unos 300.000 nuevos puntos de suministro. A nivel internacional, Perú, México, Colombia y Chile se llevarán el resto.

El mercado eléctrico español es un sector ahora mismo muy maduro por lo que no se barajan partidas importantes. Según señaló el consejero delegado, la cifra de 2.000 millones podría variar si hubiera alguna operación que resultase interesante. En ese caso, la empresa haría un mayor esfuerzo y adelantaría parte del dinero que se pensase destinar en 2017 y 2018.

Inversión en renovables

Respecto a qué haría Gas Natural Fenosa si el nuevo Gobierno relanzase el uso de las energías renovables, expresó que la empresa intentaría estar presente, pero siempre y cuando “siga existiendo apoyo a las mismas”. Villaseca considera que, si se produjese tal impulso, sería necesaria una nueva política de subvenciones.

En este sentido, recordó que, aunque en algunas zonas de España la eólica, como lo ha hecho la eléctrica en Galicia, es posible desarrollar proyectos eólicos sin subvenciones. En cambio, otros proyectos como la fotovoltaica es difícil invertir en nuevos proyectos a coste de mercado. “Sin apoyos, estos proyectos no son factibles en España”, subrayó.

Villaseca recordó precisamente que la compañía había acudido a la última subasta de 500 megavatios que puso fin a la moratoria verde y de la que no resultó adjudicataria. Al respecto, manifestó que la adjudicación de los 500 megavatios de potencia sin subvenciones no había entendido bien el resultado ni a las empresas que pujaron en la subasta. Su planteamiento es que no se comprende cómo se va a un concurso abierto si se va a ofrecer un 100% de descuento.

Situación política

El máximo ejecutivo de GAS Natural Fenosa expresó su deseo porque la situación política en España “se estabilice cuanto antes” y subrayó que, de todas maneras, la empresa no entra en cuestiones del color político del Gobierno que se finalmente se forme. Por ello, añadió, la empresa “será respetuosa y estará al servicio de cualquier Ejecutivo”. No obstante, mostró su deseo de que la situación de interinidad acabe “cuanto antes”, ya que, según señaló, “un Gobierno en funciones no es bueno”.

Tampoco ve riesgos de que se puedan producir cambios en la actual reforma energética que ha diseñado el Gobierno en funciones de Mariano Rajoy. Villaseca estima que aunque restan por afinar algunos aspectos de la misma, la parte del león “esta resuelta”.

Artículos relacionados