Monitor de Latinoamérica

Sólo Venezuela seguirá sumida en declive económico durante más tiempo

Pesimismo en 2016, luz al final del túnel en 2017

Latam abandonará la recesión el año próximo, con un avance del 1,5% al 1,6%

  Juan Alberto Fuentes, Cepal
Juan Alberto Fuentes, Cepal

Más pesimismo para este año, pero optimismo relativo para el próximo. La entrada del otoño ha coincidido con un empeoramiento de las perspectivas económicas de Latam por los grandes organismos multilaterales, que han revisado a la baja sus previsiones para 2016 y 2017: tanto según el FMI como la Cepal, la recesión goblal en Latinoamérica en 2016 será superior a la prevista hace unos meses. Pero ya se atisba recuperación, aunque débil, para el próximo ejercicio.

Cuatro países de la re­gión aca­barán este año en re­ce­sión y Latinoamérica su­frirá un de­te­rioro casi dos veces mayor que en 2015 (-0,5%), pero en 2017 todo el área ex­cecpto Venezuela saldrá del ba­che.

Según la Comisión Económica para América Latina, el área acu­sará una con­trac­ción de la ac­ti­vidad eco­nó­mica del 0,9% este año, su­pe­rior a la pre­vista (-0,8%), de­bido al mayor de­te­rioro de al­gunos países sud­ame­ri­canos como Brasil y Venezuela, si bien en 2017 la re­gión avan­zará el 1,5%. El FMI, algo más op­ti­mista, sitúa la re­ce­sión en 2016 en el 0,6%, con un de­te­rioro de dos dé­cimas sobre lo an­te­rior­mente pre­visto, y otea un avance del 1,6% en 2017.

El agra­va­miento de la si­tua­ción este año en va­rias de las prin­ci­pales eco­no­mías de Sudamérica está en la raíz de la re­baja de las pre­vi­sio­nes. Los países del Cono Sur, más de­di­cados a pro­duc­ción y ex­por­ta­ción de ma­te­rias pri­mas, re­gis­trarán un de­te­rioro del 2,2%, de­dido a la caída del 8% que Cepal prevé para Venezuela (y que el FMI eleva al 10%). Pero otros tres países de la su­bre­gión ce­rrarán 2016 en re­ce­sión: Brasil (-3,4% -y -3,3% según el FMI-), Ecuador (entre el -2,3% y el -2,5%) y Argentina (-1,8%). En otras eco­no­mías sud­ame­ri­canas la pro­gre­sión ba­jará el pistón res­pecto al año pa­sado, salvo en Perú (entre el 3,7% y el 3,9%): Colombia cre­cerá del 2,2% al 2,3%; Chile entre el 1,6% y el 1,7% y Uruguay, el 0,6%.

Las na­ciones ca­ri­beñas, se con­tra­erán el 0,3%, pese que según la Cepal Dominicana (6,5%) li­de­rará este año el cre­ci­miento del PIB, por de­lante de Panamá (5,4%), Nicaragua y Bolivia (4,5%) y Costa Rica (4,2 %) y Paraguay (4%). Cuba pro­gre­sará el 0,8% y Haití, el 1,5%. México y Centroamérica es­capan a la di­ná­mica ne­ga­tiva, ya que avan­zarán en global en 2016 el 2,5%, si bien la eco­nomía me­xi­cana se ex­pan­dirá sólo el 2,1%. Además del po­de­roso cer­ci­miento de Panamá, Nicaragua y Costa Rica, el resto de Centroamérica man­tendrá el pulso: El Salvador (2,2%); Guatemala (3,3%) y Honduras (3,5%).

La mala racha de 2015 y 2016 tendrá fin a nivel re­gional en 2017, aunque no para to­dos. Cepal, que pide a la re­gión di­na­mizar la in­ver­sión, es­pe­cial­mente en in­fra­es­truc­tura e in­no­va­ción, y for­ta­lecer la pro­duc­ti­vi­dad, es­pera un pa­no­rama más ha­la­güeño de­bido a que los pre­cios de las com­mo­di­ties me­jo­rarán y se otea mayor cre­ci­miento de los so­cios co­mer­ciales del área, lo que lle­vará a Sudamérica a un avance mo­desto del 1,1%. México y Centroamérica se ex­pan­dirán en con­junto el 2,6%, con Dominicana (6,3%) y Panamá (5,7%) de lí­de­res. El Caribe de habla in­glesa me­jo­rará (+1,4%).

Aunque se es­pera que Brasil, Argentina y Ecuador aban­donen la re­ce­sión, con avances del 0,5%, del 2,5 al 2,7% y del 0,2%, Venezuela su­mará otro año más de caída del PIB, del 4% al 4,5% según or­ga­nis­mos, in­fe­rior a la pro­nos­ti­cada para este año, pero acom­pañado de una brutal in­fla­ción del 1.660%. Si bien Cepal sitúa solo a Venezuela en re­ce­sión en 2017, el FMI juzga que Ecuador se­guirá en la misma si­tua­ción el año que viene, con una caída del 2,7%. El año que viene me­jo­rarán tam­bién Chile (2%); Colombia (3,2% según Cepal y 2,7% según el FMI); Perú (4% al 4,1%) y Uruguay (1,2%) y se “estancarán” Bolivia (4,3%) y Paraguay (3,8%). México se ex­pan­dirá a un ritmo del 2,3%.

Ante la con­trac­ción eco­nó­mica ac­tual, la CEPAL re­afirma que la re­gión ne­ce­sita un cambio es­truc­tural pro­gre­sivo con un gran im­pulso am­biental que pro­mueva un desa­rrollo ba­sado en la igualdad y la sos­te­ni­bi­li­dad, con po­lí­ticas de in­ver­siones pú­blicas y pri­vadas coor­di­nadas para re­de­finir los pa­trones ener­gé­ti­cos, de pro­duc­ción y con­sumo.

Con todo, y pese al man­te­ni­miento de la in­quietud en países como Venezuela y Ecuador, el op­ti­mismo es la tó­nica para 2017. Según el vi­ce­pre­si­dente del Banco Mundial para América Latina, Jorge Familiar, Latinoamérica re­tor­nará a un “crecimiento fuer­te”, pauta que ya se de­tecta en el área. “Soy op­ti­mista sobre el desa­rrollo de me­jora y evo­lu­ción de los países la­ti­noa­me­ri­canos y las po­lí­ticas que están apli­can­do.El pe­ríodo de los seis úl­timos años de des­ace­le­ra­ción o in­cluso re­ce­sión to­cará su fin el año en­trante en pro­me­dio”, señaló. “Hay países que ahora están de­cre­ciendo, pero mu­chos otros están ya cre­ciendo, si bien no a las tasas en las que avan­zaron en la época do­rada del auge de las ma­te­rias pri­mas”, des

Artículos relacionados