DESDE EL PARQUET

El Ibex abría mal y cerró aún peor por China

Si China es la pro­ta­go­nista con su de­ci­sión de de­va­luar el yuan cerca de un 2%, la his­toria se re­pite con una nueva de­pre­cia­ción del 1,6% que lleva a la di­visa asiá­tica a sus mí­nimos de 4 años y que ha hun­dido a los mer­cados en el pe­si­mismo.

El Ibex 35 se desplomaba casi un 2% y perdía los 11.000 puntos en la apertura para luego caer casi un 2,50% al cierre., al impactar la nueva depreciación del yuan realizada por Pekín y los temores a una guerra de divisas y sus efectos en el crecimiento económico.

La depreciación del yuan supone un elemento adicional de presión para el mercado de materias primas y para las economías y empresas fundamentalmente exportadoras.

Se reaviva además un fantasma que desde hace tiempo parecía dormido, la temida guerra de divisas, que podría reabrirse en caso de que la situación persista. Y es que la devaluación del yuan no favorece en absoluto a grandes economías como la estadounidense, pero tampoco a otros emergentes como Corea, Taiwán o Brasil.

Para añadir más tensión, el dato deproducción industrial de la Eurozona de junio ha sido negativo, con una caída intermensual del -0,4% vs -0,1% estimado; la tasa interanual queda en +1,2% vs +1,7% estimado.

Las dudas empujan a los inversores a refugiarse de nuevo en la deuda alemana, bajando el bund alemán hasta 0,60% y marcando la referencia a 2 años nuevos mínimos históricos negativos.

Las principales bolsas europeas retroceden cerca de un -3%, siendo las pérdidas para el Footsie londinense más moderadas (-1,43%).

E.ON, la mayor compañía de utilities de Alemania, ha reportado un descenso del – 21% en el beneficio del 1S2015 debido a la caída del precio de la electricidad, situándose en 1.170 Mn€. Aun así, el dato supera a lo augurado por los analistas de 1.150 Mn€.

El Ibex 35, que hace solo un par de días sacaba pecho tras recuperar los 11.300 puntos, se deja hoy un -2,44% y finaliza la sesión en 10.880 puntos.

Solo Técnicas Reunidas (+0,11%) consigue la proeza de acabar en verde, mientras que Abengoa sufre un nuevo descalabro del -8,95%. También caídas abultadas son las que se llevan hoy IAG (-5,04%), Gamesa (-4,79%), Acerinox (-4,24%) e Inditex (-4,21%).

La prima de riesgo se incrementa hasta 133 puntos y la rentabilidad del bono a 10 años a 1,937%.

También sube la onza de oro (1.121 $/onza) y el barril de crudo Brent (49,4$/barril), así como el eurodólar, hasta el entorno de 1,11.

La bolsa neoyorquina prolonga las caídas, dejándose a media sesión cerca de un -1,5%.

En EE.UU. hoy no se han publicado datos macroeconómicos de primer orden. El dato de solicitudes de hipotecas MBA se muestra prácticamente invariable con un 0,1%, muy inferior a su dato anterior de 4,7%.

En el plano empresarial, Alibaba sufre el castigo de los inversores tras ganar en el 2T menos de lo esperado, mientras que Macy’s también cotiza a la baja tras revisar su previsión de ventas para el conjunto del año.

Solo una jornada duró la alegría, ya que ayer Wall Street retomaba las pérdidas, dejándose el Nasdaq -1,27%, el Dow Jones -1,21% y el S&P 500 -0,96%.

La depreciación del yuan supuso un revés para los mercados y un elemento adicional de presión para el mercado de materias primas. En el Dow Jones solo 5 valores consiguieron acabar en positivo, siendo las peores caídas para Apple, que retrocedió -5,20%.

En medio de las pérdidas, Google subió más de un 4%, tras anunciar cambios en su estructura y crear una empresa matriz que cotizará en el mercado con el nombre de Alphabet, con el objetivo de dar más sentido estratégico a las distintas líneas de negocio que en la actualidad lleva la compañía.

Si ayer China fue uno de los lastres del mercado, hoy la historia se repite, ya que el yuan se deprecia de nuevo un 1,62% frente al dólar, lo que podría acrecentar los temores del mercado. Parece claro que el gigante asiático está dispuesto a luchar por incrementar su competitividad, lo que podría complicar la existencia a otras economías.

El Nikkei japonés ha cerrado con un retroceso del -1,58% y las bolsas europeas amanecen dominadas por las ventas. El Eurostoxx, el CAC y el DAX pierden cerca de -1,4%, mientras que aguantan algo mejor el chaparrón las bolsas londinense e italiana (-1%).

Varias compañías han publicado sus cuentas en Europa a primera hora, aunque las más destacadas son las de E.ON: la mayor compañía de utilities de Alemania ha reportado un descenso del – 21% en el beneficio del 1S2015 debido a la caída del precio de la electricidad, situándose en 1.170 Mn€. Aun así, el dato supera a lo augurado por los analistas de 1.150 Mn€.

Si hace dos días el Ibex se hacía con los 11.300, ayer no solo perdió ese nivel sino también el de los 11.200. Nada más abrir el castigo para el Ibex 35 asciende al -1%, quedando el selectivo en 11.042. Todos los valores cotizan en rojo, pero el más bajista vuelve a ser Abengoa (-3,5%), al que le siguen ArcelorMittal (-2,20%) y Gamesa (-2,16%). La mala noticia es que las caídas se intensifican a medida que pasan los minutos, lo que hace perder al Ibex 35 los 11.000 puntos.

La prima de riesgo española se sitúa en 130 puntos y la rentabilidad del bono a 10 años en 1,9%. El oro ronda los 1.114 $/onza, el crudo Brent los 48$/barril y el eurodólar oscila en torno a 1,109.

Por el lado macroeconómico, a las 11:00 se publicará la producción industrial de la Eurozona de junio, mientras que en EEUU escasearan las referencias de primer orden. Se publicarán, como datos más destacados, las solicitudes semanales de hipotecas y la balanza presupuestaria mensual de julio.

Artículos relacionados