News Links

Yanis Varufakis hace caja: su caché como conferenciante es de 60.000 dólares

Son 20.000 más de los que cobra José María Aznar pero lejos de los Clinton y Tony Blair

El Banco Central Europeo y Merkel, firmes ante las pretensiones de ...
El griego Varoukakis.

El ex mi­nistro griego Yanis Varufakis no pierde el tiempo. No sólo eso, sino que lleva una es­pecie de doble vida. Por un lado, acaba de ser en­tre­vis­tado por la fa­mosa web Open Democracy y ha ven­dido su fa­ceta po­lí­tica. Está em­peñado en or­ga­nizar un mo­vi­miento ‘con una idea muy simple pero ra­di­cal, de­mo­cra­tizar la UE’.

Y por otro lado, ha fichado por una agencia de cazatalentos que le lleva su faceta de conferenciante ‘muy solicitado en la actualidad’. Su caché es de 60.000 dólares, 20.000 más de los que dicen que cobra José María Aznar.

Las cifras publicadas hasta ahora sobre la tarifa del ex presidente español no han sido nunca desmentidas, pero tampoco se han aportado pruebas. Lo mismo puede decirse en el extremo alto del escalafón de conferenciantes. Donald Trump, que solía estar en cabeza con hasta 800.000 dólares por charla, ahora anda muy ocupado con su carrera a la nominación republicana a la Casa Blanca.

Casi igual le ocurre a Hillary Clinton, que además se tiene que pasar horas y horas declarando en el Congreso por su gestión cuando fe Secretaria de Estado y después. Su caché se estimaba en 250.000 dólares. Su marido, el ex presidente Bill Clinton, ha llegado al medio millón de dólares por su presencia en actos diversos en los que ha hablado durante media hora o tres cuartos. Entre los dos se han embolsado, sólo en concepto de charlas y al margen de otras actividades de asesoría y de la Fundación Clinton (en la que también está su hija Chelsea), entre 15 y 25 millones de dólares en los últimos años.

Otro muy alto en la clasificación, el ex primer ministro británica Tony Blair, se ha montado un tinglado con múltiples tentáculos, y la prensa de su país no para de publicar peripecias de sus andanzas como asesor, consultor, comisionista etc. Lo mismo está en Colombia que en Kazajistán, en Abu Dhabi que en Mongolia. Todo eso es dinero que va a parar a la Tony Blair Associates. La fortuna que se le atribuye que ha amasado desde que dejó el 10 de Downing Street en 2007: entre 50 y 100 millones. De libras.

El apetito crematístico es supuestamente tan desaforado que a veces se pasa y se queda con un palmo de narices. El pasado mes de mayo, según reveló el Daily Mail, no fue contratado para una conferencia en Suecia. Él estaba dispuesto a hablar en la reunión, que trataba sobre el hambre en el mundo. Pero los organizadores pensaron que era poco elegante, contradictorio y malsano pagarla ex premier las 330.000 libras que pedía por su participación.

Ahora, el semanario griego Proto Thema ha publicado un email de un ejecutivo de la agencia de conferenciantes London Speaker Bureau. Ahí está el baremo de los 60.000 dólares por intervención oratoria de Varufakis. El diario conservador londinense The Daily Telegraph se recrea en la suerte y condena: ‘El marxista radical, que fue destituido de su cargo de ministro griego de Finanzas, cobra espléndidas tarifas por sus conferencias’. Y mete el dedo en el ojo, como para calibrar al personaje, al subrayar que ‘posee un grado bajo de segundo nivel en matemáticas por la Universidad de Essex’.

Pese a todo, Varufakis es fiel a sus ideas de izquierda y baja el caché en según qué casos. Los 60.000 son por conferencias ‘fuera de Europa’, y además los contratantes deben hacerse cargo de viaje en business, hotel, transporte, comidas y otras fruslerías. Sin embargo, dentro de Europa acepta dar charles hasta por 5.000 dólares, e incluso por sólo 1.500 dólares en caso de que sean Universidades.

Artículos relacionados