Hace la ope­ra­ción un mes des­pués de que se anu­lara la multa por ocultar ca­pital

Jaime Botín reorganiza su participación en Bankinter y la concentra en Cartival

La ad­mi­nis­tra­dora de la so­ciedad tam­bién lo es de otra de­nun­ciada por la Agencia Tributaria

La Audiencia Nacional anula la multa de 700.000 euros a Jaime ...
Jaime Botín.

Jaime Botín pa­rece dis­puesto a con­cen­trar al má­ximo sus ac­ciones de Bankinter en Cartival, la prin­cipal so­ciedad que ahora con­trola el 22,86% del ca­pital del banco pre­si­dido por Pedro Guerrero. Casi un mes des­pués de que la Audiencia Nacional ad­mi­tiera el re­curso de sus abo­gados ante la multa de 700.000 euros im­puesta por la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), el que fuera pre­si­dente del banco hasta 2002 ha tras­va­sado 775.838 ac­ciones que tenía como par­ti­ci­pa­ción in­di­recta en la so­ciedad Los Pataches, con sede so­cial en la Plaza de la Lealtad de Madrid (justo al lado del Hotel Ritz) y por la nueva es­truc­tura ac­cio­na­rial de dicha em­presa.

Esta sociedad fue constituida en octubre de 1964, con una actividad declarada de apoyo a la silvicultura (cuidado de bosques y masas forestales). El actual vicepresidente de Bankinter y representante de Cartival en el banco, Alfonso Botín, figuró como apoderado en 2004 en dicha empresa en la que tan sólo aparece ahora como administradora única Rocio Utrera Gómez, casada en 1996 con un primo del exministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón.

Además de apoderada solidaria en Cartival, la sociedad de inversión que preside el propio Jaime Botín y de la que es consejero delegado su hijo Alfonso, Utrera Gómez figura como administradora única en otra sociedad con el mismo domicilio social y denominada Worldtour, S.A.

Esta empresa ya fue denunciada por la Agencia Tributaria ante la Oficina Nacional de Investigación contra el Fraude (ONIF) en los primeros meses de 2014 por un presunto fraude al fisco de más de 1,3 millones de euros al utilizar compañías pantallas para no pagar el impuesto de matriculación de dos aviones privados propiedad de Jaime Botín, según publicó el pasado mes de octubre Eldiario.

Según este periódico digital, junto a Rocío Utrera Gómez también estaba el veterano directivo de Bankinter, Ricardo Luis Egea Marcos, que aún se mantiene ligado a la entidad como presidente de Bankinter Capital Riesgo, según confirman fuentes oficiales del banco. Eso sí, Egea Marcos fue sustituido en julio de 2014 como presidente no ejecutivo de Bankinter Gestión de Activos por José Manuel García de Sola, en una remodelación más amplia de todo el equipo de la gestora.

Caso abierto

Jaime Botín reconocía con exactitud una participación indirecta de 775.838 acciones (las mismas acciones ahora trasvasadas a Cartival) sin especificar el nombre de Los Pataches en el último informe de Gobierno Corporativo de Bankinter (el correspondiente al ejercicio de 2013).

El expresidente de Bankinter ya estaba en el punto de mira de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), que propuso una sanción de 700.000 euros por ocultar un 7,85% de su verdadera participación en Bankinter entre 1993 y 2010. Durante esos años, en el capital del banco proliferaron algunos accionistas poco deseados, como el inversor indio radicado en Canarias, Ram Bhavnani, o el grupo francés Crédit Agricole (que adquirió la participación del anterior y llegó a alcanzar el 20% con otras compras).

Sin embargo, la Audiencia Nacional acordó anular, el pasado mes de diciembre, dicha sanción al estimar el recurso de Jaime Botín y sus abogados del despacho Ramón y Cajal, entre ellos Rafael Mateu de Ros, uno de los consejeros más veteranos de Bankinter y que fue secretario general y del consejo de administración desde 1986 hasta 2009.

La justificación para la anulación fue el retraso del Ministerio de Economía en tramitarla, ya que se demoró durante 23 meses cuando el máximo legal es de 18 meses. Todo parecía indicar que la multa, la más elevada en la historia de la CNMV, iba a quedar en papel mojado.

Sin embargo, el organismo presidido por Elvira Rodríguez salió al paso de manera inmediata y precisó, mediante un comunicado, que “una vez caducado un procedimiento sancionador es posible incoar otro respecto del mismo sujeto y por los mismos motivos, en tanto no haya prescrito la infracción, como es el caso”.

Artículos relacionados