EL MONITOR DEL DÍA

Consumo bancario: menos intereses a cambio de atarse al banco

Los tipos de in­terés medio en enero de 2014 no bajan del 4,14%

Atado al banco
Atado al banco

Continúan las cam­pañas de prés­tamos hi­po­te­ca­rios en la banca con tipos de in­tereses bajos a cambio de una ele­vada vin­cu­la­ción. Los con­su­mi­do­res, ante esta si­tua­ción, de­nun­cian que ya son dos en­ti­dades más las que se suman a ofrecer hi­po­tecas con di­fe­ren­ciales por de­bajo del 2%, pero bajo unas es­trictas con­di­cio­nes: rea­lizar com­pras con tar­jetas por im­portes anuales de 3.000 eu­ros, do­mi­ci­liar la nó­mina por in­gresos su­pe­riores a 2.000 euros al mes o con­tratar di­versos se­gu­ros; unos re­qui­sitos que hacen casi im­po­sible con­se­guir estas re­bajas en los prés­ta­mos. Debido a esto, los tipos de in­terés medio para vi­viendas se si­túan en enero de 2014 en el 4,14%, un 0,07% menos que el mes an­te­rior pero un 0,08% más con res­pecto al mismo mes en 2013.

Caja Rural de Granada y Novagalicia se unen a la moda de exigir una alta vinculación para acceder a préstamos con diferenciales de menos del 2%

Caja Rural de Granada y Novagalicia Banco son las nuevas entidades que empiezan a anunciar hipotecas con diferenciales bajos y una alta vinculación. Caja de Granada anuncia en su web la Hipoteca Libre con Euribor más 1,85% y con un interés fijo de 2,85% los dos primeros años, al 3,14% TAE variable. Además, esta hipoteca garantiza que no tiene comisión de apertura, de estudio ni compensación por desistimiento total y parcial, y que tampoco incluye la cláusula suelo.

Entre las condiciones necesarias para conseguir estas ventajas encontramos: la domiciliación de ingresos superiores a 2.000 euros netos al mes; domiciliar al menos tres recibos de suministros (agua, luz, teléfono...) y, en el caso de los autónomos, del RETA; la contratación de un seguro de vida de amortización de préstamos y del seguro del hogar; tener tarjeta de débito y crédito con un volumen de compras superior a 1.200 euros anuales. En el caso de incumplimiento de una de estas condiciones, el diferencial asciende al 3,25% (3,71% TAE variable), casi el doble. 

La Hipoteca Bonificada de Novagalicia Banco ofrece un Euribor más 2,50% con posibilidad de reducir el diferencial hasta un máximo de 0,50% contratando diversos productos de bonificación. Entre estos requisitos encontramos: domiciliar la nómina o pensión por importe superior a 600 euros mensuales o seguros sociales (- 0,05%); facturación anual de tarjeta de débito de más de 1.500 euros (- 0,05%); facturación anual de tarjeta de crédito de más de 3.000 euros (- 0,05%); seguro multirriesgo del hogar (- 0,05%); seguro de protección de pagos (- 0,10%); seguro de vida por el 100% del saldo pendiente vinculado con prima anual (- 0,05%), vinculado con prima única contratado por un periodo mínimo de 8 años (- 0,10%), vinculado con prima única contratado por un periodo mínimo de 10 años (- 0,15%); y aportaciones anuales o traspasos a planes de pensiones individuales por más de 1.800 euros (- 0,05%).

Los tipos de interés medio siguen sin bajar

La última estadística del Instituto Nacional de Estadística (INE) revela que el tipo de interés medio aplicado a las hipotecas se sitúa en enero, el mes en que empezaron a aparecer las primeras ofertas de hipotecas con diferenciales por debajo del 2%, en el 4,14%. Este dato es sólo un 0,07% inferior al del mes anterior (4,21%) y un 0,08% superior al dato de enero de 2013 (4,06%). A lo largo de 2013, los diferenciales medios no han bajado en ningún caso del 4% y han oscilado en torno a cifras comprendidas entre el 4,37% (mayo 2013) y el 4,06% (enero 2013). Una tendencia que se repite en el primer mes del año 2014, a pesar de que se empieza a apreciar un repunte en los valores del Euribor, que el pasado marzo cerró con 0,577%, y las continuas campañas de hipotecas con diferenciales bajos.

La Asociación de Usuarios de Bancos, Seguros y Cajas de Ahorros (ADICAE) asegura, a este respecto, que la contratación de diversos seguros como condiciones para conceder préstamos hipotecarios es una práctica abusiva que continúa llevando a cabo la banca. El único seguro que exige la ley de contratar es el seguro antiincendios. Antes de firmar, el consumidor debe de hacer cuentas y comprobar si le sale rentable contratar todos los productos de vinculación con la entidad a cambio de una rebaja en el diferencial de la hipoteca. Las comisiones por las tarjetas, las compras que obligan a realizar al año, las cuotas de los seguros, etc., pueden encarecer el pago de la hipoteca y convertir lo que en un principio parecía una hipoteca barata en una hipoteca sin ningún tipo de descuento.

 

Artículos relacionados