La Tarjeta de Transporte podrá recargarse en cajeros de Bankia

Tarjetas de transporte y Bankia
Tarjetas de transporte y Bankia

El con­se­jero de Transportes, Infraestructuras y Vivienda, Pablo Cavero, ha pre­sen­tado el nuevo sis­tema de re­carga de la Tarjeta Transporte Público sin con­tacto en los ca­jeros de Bankia, que se podrá rea­lizar antes del pró­ximo mes de no­viem­bre.

Según ha explicado Cavero, "en una primera fase, van a ser 200 el número de cajeros en los que podrán recargar la tarjeta sin contacto los madrileños". Más adelante se alcanzarán los 500 cajeros en el área del Ayuntamiento de Madrid y zona A, y otros 300 fuera de esta zona, alcanzando un total de 800.

Además, cuando la tarjeta sin contacto pueda emplearse en otras zonas (B1, B2, etc.), algo previsto para este otoño, se podrá recargar en estos cajeros. Se contará con un cajero en cada población de más de 6.000 habitantes de la Comunidad, y un cajero por cada 15.000 habitantes en Alcalá de Henares, Alcobendas, Alcorcón, Fuenlabrada, Getafe, Leganés, Móstoles y Torrejón de Ardoz.

A esto hay que sumar otros 20 en localidades de Castilla-La Mancha limítrofes con Madrid cuando la tarjeta sin contacto esté disponible para las zonas E1 y E2.

En los cajeros también se puede consultar el saldo, cambiar un título cargado en la tarjeta por otro superior abonando la diferencia o sustituir los títulos cargados en la tarjeta por cambio del precio de los abonos.

El consejero ha declarado que se trata de un proyecto "pionero en España", y ha asegurado que en el concurso abierto que ganó Bankia el pasado mes de mayo "se tuvo en cuenta la capilaridad y el número de cajeros", recayendo finalmente en esta entidad que cuenta con "la red de cajeros más amplia de la Comunidad de Madrid".

Según fuentes de la entidad bancaria, el proceso de adaptación de cada cajero implica un total de tres horas de trabajo para la implantación del nuevo dispositivo y la instalación del nuevo software. El proceso de desarrollo del programa informático ha llevado un total de cinco meses de trabajo.

La tarjeta puede recargarse con cualquier tarjeta de crédito o débito de cualquier entidad, sin comisiones.

Los 800 cajeros se sumarán a los más de 1.400 puntos de recarga que se encuentran en las máquinas automáticas de la red de Metro de Madrid adaptadas para ello y los estancos autorizados. El número de usuarios del abono zona A que disponen del dispositivo sin contacto asciende a 650.000, según ha informado el Gobierno regional.

 

Artículos relacionados