Brentan (Endesa) propone reducir el umbral de 10Kw para la Tarifa de Último Recurso

El consejero delegado de Endesa, Andrea Brentan, es partidario de "disminuir" el umbral de 10 kilovatios (kW) por debajo del cual los consumidores pueden acogerse a la nueva Tarifa de Último Recurso (TUR), ya que, desde su punto de vista, este límite "parece muy alto".

Durante su participación en las jornadas Entorno Económico y Horizonte Energético, organizadas por el Club Español de la Energía, Brentan consideró el martes que las primas a las renovables deben ser "proporcionadas" y aplicarse "en función del grado de madurez" de cada tecnología, lo que procurará una "presión competitiva correcta" sobre estas fuentes de generación.

"Tienen que existir mecanismos para el desarrollo en España de un sector de valor añadido en renovables" que permita pasar "de una posición más financiera a una más industrial". "El objetivo final de la regulación", añadió, "tendría que ser que las renovables puedan participar en el mercado sin subvenciones, y eso depende del grado de madurez" de las fuentes de generación.

Sobre el problema de consumo del carbón nacional, calificó de "estratégico" este recurso, pero abogó por la aplicación de "mecanismos para que no se distorsione el mercado y se evite el cierre del carbón importado, que es muy competitivo". Las centrales térmicas requieren "soluciones" que reduzcan su "rigidez", señaló, antes de asegurar que estas plantas funcionan "en pérdidas".

El directivo insistió también en que "las nucleares deben estar" en la matriz de generación eléctrica, por su contribución a la seguridad de suministro y su competitividad, y consideró necesario "recoger regulatoriamente la complementariedad entre tecnologías", así como "lanzar un sistema de retribución que reconozca las inversiones".

DEMANDA ELÉCTRICA.

El directivo pronosticó además que la demanda eléctrica caerá en el conjunto del año entre un 4% y un 5%, y dejará de descender en 2010. "El consenso es que no va a ser negativa" la evolución del consumo el próximo año, "pero no muy positiva". En los siguientes años, indicó, el aumento será "del uno o dos por ciento" y previsiblemente "no se recuperarán los niveles de demanda de antes de la crisis hasta dentro de cuatro o cinco años".

Por otro lado, Brentan mostró el "total apoyo" de Endesa a las medidas de la nueva Ley de Economía Sostenible relacionadas con la eficiencia energética. También se mostró favorable a los planes de desarrollo del coche eléctrico, de redes inteligentes y de proyectos de captura de CO2. "Endesa tiene una posición de total apoyo y de vanguardia en todo lo que es ahorro y eficiencia", subrayó.

Artículos relacionados