Portal de información empresarial y financiera fundado en 2004
 
Cotizaciones:
Actualizados el jueves 10 de noviembre a las 11:00

Today's News Links

Parte de daños: Grecia mal, Italia peor y los demás fatal

Alfredo R. Mendizabal.- La prensa de todo el mundo hierve este jueves con los ojos puestos en Atenas, Roma, Bruselas, Berlín, París. También en Madrid, pero por ahora sólo de reojo. En Les Echos, Jessica Berthereau se pregunta por qué España está menos amenazada por los operadores. En su opinión, es por las medidas que ha sabido adoptar..., y por las que vienen. Recuerda que a Zapatero le gusta decir que 'se han hecho los deberes', aunque para la corresponsal del diario parisiense, los mercados 'no tienen ninguna duda' de que el próximo Gobierno 'someterá al país a una severa cura de austeridad'. Es decir, se le concede a España el beneficio de la cortesía por la marcha de Zapatero y la llegada de un nuevo equipo. Pero en otras capitales europeas reinaron los nervios en medio de un desplome bursátil y de dos gobernantes que dicen que se van pero que seguían pegados como lapas a la silla.

En Atenas se vivió una jornada frenética, la cuarta, en busca de un primer ministro que encabece un gobierno de concentración o unidad nacional. Varias veces parecía hecho, y a penúltima hora de anoche ya estaba: tras dos o tres pasos en falso y marcha atrás, el ex-vicepresidente del BCE Lucas Papademos estaba medio ungido. Hasta el actual primer ministro, Yorgos Papandreu, se presentó ante la televisión para anunciar que esta mañana se conocerían todos los nombres. Y aprovechó para entonar su 'canto del cisne sentimental', como escribe el diario Athens News. En efecto, el tercer representante de la dinastía gobernante griega que lleva ese apellido se mostró muy solemne y destiló algo de emoción, no se sabe si espontánea o cultivada, cuando pasó factura por haber decidido irse: 'He tomado esta decisión para contribuir a una nueva mentalidad política, que los griegos puedan conseguir todo lo que se propongan trabajando juntos'.

No le hicieron caso, porque todo siguió empantanado y si acaso más embarullado. El líder derechista Yorgos Karatzaferis dio un portazo y se salió de una reunión de los partidos con el presidente Karolos Papulias. Acusó a Papandreu y Antonis Samaras, líder de la oposición, de montar un 'numerito táctico' para los demás. O sea, que la unidad pretendida parecía esfumarse. Además, Papademos exigía demasiadas condiciones para hacerse cargo, y los demás le ponían a su vez otras condiciones. Y dentro del partido Nueva Democracia de Samaras, los duros le reprochaban ser tan comprensivo en la formación del gabinete y en la aceptación de los recortes exigidos por Bruselas. El guirigay cruzado se completó cuando después de todo eso y con una cita pendiente para las diez de la mañana de este jueves, alguien filtró a todos los medios que Paandreu y Papademos se habían vuelto a reunir en secreto.

¿Qué pasaba en Roma en todo ese tiempo? Nada muy distinto después de tantos siglos de herencia de cultura grecorromana. Si el presidente griego es bonachón y paciente, el italiano, Giorgio Napolitano, también es bonachón. Pero parece que menos paciente, cuando terció en el chalaneo partidista ante el desplome de las Bolsas y fijó un plazo límite: este fin de semana. Nada de esperar al calendario que se había prefabricado Berlusconi para aprobar la ley presupuestaria, aplicar los ajustes, dimitir pero quedarse en funciones y convocar elecciones para febrero. En una entrevista con Financial Times Deutschland, el patrón de Ferrari, Luca Cordero di Montezemolo, hace un llamamiento para formar como en Grecia 'un gobierno de salvación nacional integrado por personas competentes y con credibilidad', porque Italia no se puede permitir el lujo de esperar a unas elecciones: 'Sería bloquear el país'.

La mera lectura de los titulares de la prensa mundial y de los informativos de las cadenas de televisión da escalofríos. Incluso el Premio Nobel Paul Krugman trata de poner algo de humor para tragar mejor la pesadilla del euro. En su blog alojado en la web de The New York Times colgó un post titulado 'Así es como acaba el euro', que comienzo como con una rima: 'Este es la forma como acaba el euro, esta es la forma como acaba de euro, no con un bang sin con un bunga-bunga'. También el NYT dice que 'El apoyo al euro está cuarteando la Unión Europea'. Alude a la Europa de los 17 de la eurozona y a la Europa de los 27, con roces cada vez más sonoros. Más abajo están los enlaces correspondientes, y también los más relevantes de una cosecha verdaderamente dramática. 'El euro está llegando al punto de no retorno, al momento del peligro de verdad' y 'Mientras Roma arde, la eurozona toca el violón' (The Daily Telegraph). '¿Default de Grecia e Italia para fin de año?' (Financial News). 'Un 65% de riesgo de crisis bancaria global para fines de noviembre' (CNVC). 'La crisis de deuda del euro se descontrola' y '¿Desde aquí adónde vamos?' (The Guardian). '¿Y ahora qué? (Financial Times). Varios medios editorializan en el mismo sentido que George Soros en un artículo en Financial Times: en estos momentos, sólo el BCE puede salvar esto. 'Te toca', le dice FT a Mario Draghi, flamante presidente.

Para redondear una jornada terrible, un despacho de la agencia Reuters a las 19:29 puso más de los nervios: 'Exclusiva: franceses y alemanes exploran la idea un núcleo duro en la eurozona'. Más tarde se cambió por 'Franceses y alemanes exploran la idea de una eurozona más pequeña'. Idea muy similar a la propuesta de la CDU de Merkel que adelantaba Handelsblatt para cambir los Tratados de forma que un país pueda salirse de la Moneda Única sin tener que irse de la UE. ¿Salirse por abajo o por arriba? ¿Europa a dos velocidades? Contesta EU Business, entre otros, sobre la base de las declaraciones del ministro alemán de Exteriores, Guido Westerwelle: una 'Europa a la carta'. Pero si algunos países de la UE se quejan de que la eurozona parece ser 'un club dentro de un club', lo del 'núcleo duro' dentro de ese club ya se acercaría a una matrioshka rusa en una Europa a tres o cuatro velocidades.

* * *

Aquí, Italia arrasa en los medios y arrastra a la eurozona a lo desconocido. Palabras cargadas de incertidumbre y miedo: abismo, desmoronamiento, se hunde, precipicio, castiga a España, impotencia.

Coincidencia de titulares, con una portada prácticamente monográfica en Expansión bajo el encabezamiento siguiente: 'Euroemergencia'. En el mismo diario, Calixto Rivero dice que España se aboca a 6 millones en el paro y recesión si Italia se hunde. Miguel Ángel Valero hace cuentas en Capital Madrid: la crisis hace tambalear a los bancos franceses, alemanes y estadounidenses, que suman 750.000 millones en deuda italiana, de los que 370.000 millones corresponden a instituciones financieras de Francia, mientras las entidades españolas acumulan una exposición de 7.408 millones de euros, menos del 1% de la cifra de sus colegas, y representa el 0,22% de sus activos totales.

Algunos otros titulares y opiniones. El País: Merkel y Sarkozy rediseñan la eurozona, y Berlín y París planean una Unión Europea nueva ante su impotencia contra la crisis; en el editorial acusa a Italia y Grecia de 'retrasos y engaños'. La Gaceta: las elecciones del 20-N nos salvan de una quiebra total como la de Italia. El Confidencial: Europa, al borde del K.O. Editorial de ABC: El destino de la UE se decide en Italia; en el mismo diario, Fernando Fernández dice que se nos escapa el futuro y que Italia y Grecia, como hizo el Reino Unido, tendrán que encontrar a su Thatcher particular. Editorial en Cinco Días: Italia pone en jaque la unidad de la zona euro. Editorial de La Razón: El abismo de Berlusconi. Editorial de Negocio: Una década perdida para la economía. Juan Ramón Rallo en Libertad Digital: Contra las cuerdas de nuestra propia deuda. Fernando Glez. Urbaneja en Republica.com: Chapeau, mercados; Primo González en el mismo medio: Cómo frenar la sangría, porque adoptando medidas en el terreno de los ingresos con el aumento de impuestos no logrará ni llegar a tiempo ni mejorar las expectativas de recaudación. Germán Gorraiz López en La Carta de la Bolsa: Hacia la Europa de los 6 y el inicio de la desmembración de la actual Unión Europea; Carlos Montero en el mismo medio: '¿La ruptura del euro es impensable? No, ahora ya no. Y así lo deben considerar las autoridades'.

* * *

Todo esto, y más, en los enlaces aquí abajo: sólo tiene que pinchar en cada uno de los títulos para que el enlace le lleve a la información o artículo original elegido. Al pinchar en la cabecera de cada medio, el enlace le llevará a la página inicial del mismo.

Crisis/ Economía/Reformas

O. Medio/Siria/Irak/Irán/Pakistán/Afganistán

UE/Europa